Volver

Castilla y León Oct 16, 2018

ANPE-Castilla y León y SATSE reclaman la presencia de enfermeras en los centros educativos


El Sindicato de Enfermería y ANPE consideran necesario que todos los centros escolares de Castilla y León cuenten con un profesional de Enfermería que atienda de manera satisfactoria a los alumnos con necesidades sanitarias y a cualquier otro que, en algún momento, lo requiera.

Los sindicatos de enfermeras y profesores exigen a la Junta de Castilla y León que no siga “dando largas” y que destine los recursos económicos necesarios para que la implantación progresiva de la Enfermería escolar sea una realidad cuanto antes.


Valladolid, 16 de octubre de 2018.- El Sindicato de Enfermería, SATSE, de Castilla y León y la organización sindical de docentes, ANPE, de esta Comunidad, reclaman a la Junta de Castilla y León que incorpore de manera progresiva a una enfermera en las plantillas de los centros educativos para informar y asistir sanitariamente a todos los escolares de la región.

En rueda de prensa, la secretaria general de SATSE Castilla y León, Mercedes Gago, y la presidenta de ANPE Castilla y León, Pilar Gredilla, han coincidido en señalar que casos como los de docentes obligados a realizar actividades asistenciales con un alumno con diabetes no se producirían si cada centro escolar contase con un profesional de Enfermería que atendiese de manera satisfactoria a los alumnos con necesidades sanitarias y a cualquier otro que lo requiriese.

Los docentes hacen un excelente trabajo en el ámbito formativo y educativo y lo que queremos las enfermeras y enfermeros es complementar su labor con nuestros conocimientos y capacidades a la hora de atender y cuidar a una persona enferma o que sufre cualquier incidente y también en informar sobre hábitos de vida saludables”, ha señalado Mercedes Gago, apuntando que “la presencia de una enfermera o enfermero en cada centro escolar evitaría que el profesorado tenga que asumir responsabilidades para las que no tiene, ni tiene porqué tener, competencias ni formación específica”.

La presidenta de ANPE Castilla y León, Pilar Gredilla, ha señalado que la presencia de enfermeras en los centros escolares “evitaría los problemas a los que se enfrentan algunos docentes que se ven obligados a atender necesidades de salud especiales, a pesar de no estar dentro de sus competencias”. Para Gredilla, la inclusión de “la enfermera en los equipos docentes ayudaría a normalizar la vida de escolares con enfermedades crónicas y potenciaría los hábitos de vida saludables en el alumnado”.

ANPE y SATSE Castilla y León han recalcado que además de atender las necesidades sanitarias de los escolares (administración de tratamientos, control de la alimentación, asistencia en caso de enfermedad o accidentes…), los profesionales de Enfermería pueden desarrollar una óptima labor informativa en lo que concierne a la  promoción y adquisición de hábitos saludables en los niños y jóvenes.

Otro importante ámbito de actuación es la prevención y detección de problemas de salud física, psicológica y/o emocional (detección temprana de enfermedades, bullying, desórdenes alimentarios, acoso, adicciones a determinadas sustancias, como el alcohol o el tabaco…).

La educación para la salud es un ahorro en gasto sanitario

Tanto Pilar Gredilla como Mercedes Gago han insistido en la importancia de educar en hábitos de vida saludables desde edades tempranas en los centros escolares.

No hay mejor inversión actual y de futuro que la destinada a que nuestros niños y jóvenes estén bien atendidos sanitariamente y que sepan lo que es bueno o malo para su salud”, ha aseverado Gago, apuntando que la Junta de Castilla y León no debe seguir “dando largas” y destinar los recursos económicos necesarios para que la implantación progresiva de la Enfermería escolar sea una realidad cuanto antes.

Las dos representantes Sindicales han remarcado que contar con una profesional de Enfermería en un centro educativo también favorece la tranquilidad y seguridad de los padres, que saben que sus hijos están en manos de profesionales sanitarios cualificados que pueden atenderles ante cualquier imprevisto, especialmente de aquellos progenitores con hijos con alguna problema de salud.

De igual manera, el profesional de Enfermería puede desarrollar un papel fundamental como agente mediador entre los padres y el profesorado del centro escolar de cara a mejorar los hábitos de salud de todos sus estudiantes, dándoles a conocer la mejor forma para cuidarse ellos mismos y cuidar a los demás.

 


#Acción sindical

Volver